For more information, call: 877-CENTEGRA

A-Z Health Topics


Return to Index

Quercetina

Formas del Suplemento / Nombres Alternos:

  • Quercetin Chalcone
Usted puede haber escuchado acerca de la "paradoja francesa." La dieta francesa es muy alta en grasas saturadas y colesterol (sólo piense en el patede fois gras y los croissants), sin embargo Francia tiene uno de los índices más bajos del mundo en enfermedad cardiaca. Una teoría para esta aparente discrepancia es que otro jugador mayor en la dieta francesa - el vino tinto - protege las arterias del corazón.
La quercetina es un antioxidante natural encontrado en el vino tinto. Los antioxidantes protegen las células en el cuerpo del daño por los radicales libres, substancias que se presentan de forma natural pero perjudiciales, las cuales se cree que desempeñan una función en la enfermedad cardiovascular. Sobre esta base, se ha sugerido que la quercetina podría ayudar a proteger contra ataques cardiacos, así como contra apoplejías.
La quercetina pertenece a una clase de substancias de plantas colorantes y solubles en el agua llamadas bioflavonoides. Aunque éstas no parecen ser esenciales para la vida, es posible que necesitemos los bioflavonoides para una salud óptima.
Otro descubrimiento fascinante es que la quercetina puede ayudar a prevenir que las células inmunológicas liberen histamina, el químico que inicia la comezón, estornudos e inflamación de una reacción alérgica. Basados en esta investigación muy preliminar, las quercetina con frecuencia es recomendada como un tratamiento para las alergias y el asma.

Fuentes

La quercetina no es un nutriente esencial. Ésta es encontrada en el vino tinto, toronjas, cebollas, té negro y, en menores cantidades, en las verduras de hoja verde y los frijoles. Sin embargo, para obtener una dosis terapéutica, usted tendrá que tomar un complemento.
Los complementos de quercetina están disponibles en forma de pastillas y tabletas.

Dosis Terapéuticas

Una dosis típica es de 200 a 400 mg 3 veces al día. Un tipo especial de quercetina, la quercetina chalcone, es defendida por tener una mejor absorción, pero hay poca evidencia confiable para apoyar esto.

Usos Terapéuticos

La quercetina es ampliamente comercializada como un tratamiento para padecimientos alérgicos tales como el asma , fiebre del heno , eccema y urticaria . Estos usos propuestos están basados en investigación de probeta mostrando que la quercetina evita que ciertas células inmunológicas liberen histaminas, el químico que desencadena una reacción alérgica. 1,2 La quercetina también puede bloquear otras substancias involucradas con alergias. 3 S¡n embargo, esta evidencia es extremadamente preliminar, demasiado preliminar para depender enteramente de ella. Todavía no existe evidencia directa de que tomar complementos de quercetina reduzca sus síntomas alérgicos.
Un uso diferente propuesto de la quercetina tiene alguna evidencia significativa de apoyo: La prostatitis . Este padecimiento es una inflamación o infección de la glándula prostática. El padecimiento causa dolor crónico y dificultad para orinar y algunas veces es llamado síndrome de dolor pélvico crónico. El tratamiento convencional para este padecimiento con frecuencia es insatisfactorio. Un pequeño estudio doble ciego controlado por placebo ha encontrado evidencia preliminar de que la quercetina podría ayudar (vea siguiente sección). 4
Otro pequeño ensayo doble ciego controlado con placebo descubrió que un complemento que contiene quercetina redujo los síntomas de la cistitis intersticial . 5
Como se mencionó arriba, se ha sugerido que las propiedades antioxidantes de la quercetina podrían ser de utilidad para la prevención de la enfermedad cardiaca y apoplejías . 6–10 Sin embargo, la evidencia de que esto funcione es altamente incompleta. Tenga en mente que otros poderosos antioxidantes tales como la vitamina E y el betacaroteno han sido ineficaces para la prevención de estos padecimientos.
Los estudios de laboratorio e investigación en animales adicionalmente sugieren que la quercetina puede tener propiedades preventivas para el cáncer. 11–15
Un estudio en animales descubrió que la quercetina puede proteger a los roedores con diabetes de la formación de cataratas . 16 Otro fascinante descubrimiento de investigación de laboratorio es que la quercetina parece evitar que un amplio rango de virus infecten células y se reproduzcan una vez que están en el interior de éstas. Un estudio descubrió que la quercetina produjo este efecto contra el herpes simple , el virus de la polio y varios virus respiratorios incluyendo la influenza . 17,18 Sin embargo, tales estudios son demasiado indirectos para decirnos si los seres humanos que toman complementos de quercetina pueden tener la esperanza de beneficios contra enfermedades causadas por aquellos virus.

¿Cuál es la Evidencia Científica para la Quercetina?

Un ensayo de 1 mes doble ciego controlado con placebo de 30 hombres con dolor pélvico crónico ( prostatitis ) examinó la efectividad potencial de la quercetina. 4 Los participantes recibieron ya sea un placebo o 500 mg del complemento dos veces al día. Los resultados mostraron que las personas que recibieron quercetina experimentaron un progreso estadísticamente significativo en los síntomas (tales como el dolor), pero aquellos a quienes se les dio el placebo no mejoraron.
Mientras que estos son resultados promisorios, el estudio fue pequeño y no puede ser considerado como definitivo. Además, los investigadores fracasaron al proporcionar la evaluación estadística normal requerida para tales estudios (un análisis estadístico que compara directamente los resultados en el grupo de tratamiento contra aquellos en el grupo del placebo). Por eso, será necesario un estudio posterior para descubrir si la quercetina es realmente efectiva para la prostatitis.
Las personas con cistitis intersticial experimentan dolor y molestias en la vejiga que guarda semejanza con una infección de la misma, pero sin la presencia real de tal infección. En un estudio de 6 semanas doble ciego, 20 personas recibieron ya sea placebo o un complemento conteniendo quercetina y otros bioflavonoides. 5 Los resultados parecieron indicar mejores consecuencias en el grupo de la quercetina. Sin embargo, este estudio sólo ha sido presentado en un resumen y no está claro a partir del informe si los resultados fueron estadísticamente significativos.

Cuestiones de Seguridad

La quercetina parece ser bastante segura. Sin embargo, se han levantado preocupaciones de que bajo algunas circunstancias ésta podría elevar el riesgo de cáncer. La quercetina "fracasó" en una prueba estándar de laboratorio llamada prueba Ames, la cual está diseñada para identificar químicos que podrían ser cancerígenos. Sin embargo, una mala actuación en la prueba Ames no significa definitivamente que un químico cause cáncer. Muchas otras evidencias sugieren que la quercetina no causa cáncer y en realidad puede ayudar a prevenir el cáncer. 19,20,21 Todavía, un estudio altamente preliminar sugiere que la quercetina combinada con otros bioflavonoides en la dieta de mujeres embarazadas puede incrementar el riesgo de leucemia en el bebé. 22 Sobre esta base, la mujer embarazada probablemente deba evitar los complementos de quercetina. Las dosis máximas seguras para niños pequeños, mujeres amamantando y personas con enfermedad seria hepática o renal no han sido establecidas.

References

1
Ogasawara H, Middleton E Jr. Effect of selected flavonoids on histamine release (HR) and hydrogen peroxide (H2O2) generation by human leukocytes [abstract]. J Allergy Clin Immunol . 1985;75(suppl):184.
2
Middleton E Jr. Effect of flavonoids on basophil histamine release and other secretory systems. Prog Clin Biol Res. 1986;213:493 - 506.
3
Yoshimoto T, Furukawa M, Yamamoto S, et al. Flavonoids: potent inhibitors of arachidonate 5-lipoxygenase. Biochem Biophys Res Commun . 1983;116:612 - 618.
4
Shoskes DA, Zeitlin SI, Shahed A, et al. Quercetin in men with category III chronic prostatitis: a preliminary prospective, double-blind, placebo-controlled trial. Urology. 1999;54:960 - 963.
5
Rodriguez LV, Janzen N, Raz S, et al. Treatment of interstitial cystitis with a quercetin containing compound: a preliminary, double-blind placebo control trial. Presented at: American Urological Association 2001 Annual Meeting; June 2 - 7, 2001; Anaheim, Calif.
6
Constant J. Alcohol, ischemic heart disease, and the French paradox. Coron Artery Dis . 1997;8:645 - 649.
7
Hayek T, Fuhrman B, Vaya J. Reduced progression of atherosclerosis in apolipoprotein E-deficient mice following consumption of red wine, or its polyphenols quercetin or catechin, is associated with reduced susceptibility of LDL to oxidation and aggregation. Arterioscler Thromb Vasc Biol . 1997;17:2744 - 2752.
8
Frankel EN, Waterhouse AL, Kinsella JE. Inhibition of human LDL oxidation by resveratrol. Lancet . 1993;341:1103 - 1104.
9
Alliangana DM. Effects of beta-carotene, flavonoid quercetin and quinacrine on cell proliferation and lipid peroxidation breakdown products in BHK-21 cells. East Afr MedJ. 1996;73:752 - 757.
10
Keli SO, Hertog MG, Feskens EJ, et al. Dietary flavonoids, antioxidant vitamins, and incidence of stroke: the Zupthen study. Arch Intern Med. 1996;156:637 - 642.
11
Balasubramanian S, Govindasamy S. Inhibitory effect of dietary flavonol quercetin on 7,12-dimethylbenz[a]anthracene-induced hamster buccal pouch carcinogenesis. Carcinogenesis. 1996;17:877 - 879.
12
Cross HJ, Tilby M, Chipman JK, et al. Effect of quercetin on the genotoxic potential of cisplatin. Int J Cancer . 1996;66:404 - 408.
13
Hoffman R, Graham L, Newlands ES. Enhanced anti-proliferative action of busulphan by quercetin on the human leukaemia cell line K562. Br J Cancer . 1989;59:347 - 348.
14
ElAttar TM, Virji AS. Modulating effect of resveratrol and quercetin on oral cancer cell growth and proliferation. Anticancer Drugs. 1999;10:187 - 193.
15
Yoshida M, Yamamoto M, Nikaido T. Quercetin arrests human leukemic T-cells in late G 1 phase of the cell cycle. Cancer Res. 1992;52:6676 - 6681.
16
Varma SD, Mizuno A, Kinoshita JH. Diabetic cataracts and flavonoids. Science . 1977;195:205 - 206.
17
Kaul TN, Middleton E Jr, Ogra PL. Antiviral effect of flavonoids on human viruses. J Med Virol . 1985;15:71 - 79.
18
Musci I, Pragai BM. Inhibition of virus multiplication and alteration of cyclic AMP level in cell cultures by flavonoids. Experientia . 1985;41:930 - 931.
19
Stavric B. Quercetin in our diet: from potent mutagen to probable anticarcinogen. Clin Biochem . 1994;27:245 - 248.
20
Friedman M, Smith GA. Factors which facilitate inactivation of quercetin mutagenicity. Adv Exp Med Biol . 1984;177:527 - 544.
21
ElAttar TM, Virji AS. Modulating effect of resveratrol and quercetin on oral cancer cell growth and proliferation. Anticancer Drugs. 1999;10:187-193.
22
Strick R, Strissel PL, Borgers S, et al. Dietary bioflavonoids induce cleavage in the MLL gene and may contribute to infant leukemia. Proc Natl Acad Sci . 2000;97:4790 - 4795.

Revision Information